Envío gratis a partir de 100€ en Península
Telf. 973 640 241
Teléfono
Fundas nórdicas

Fundas nórdicas

Fundas nórdicas

En un dormitorio la cama es el elemento principal, es el centro de todo lo que ocurre en una habitación, lo primero que vemos al entrar.

Por ello es importante decorarla con cariño y cabeza. En la actualidad son infinitas las fundas nórdicas que podemos encontrar en el mercado.

Tenemos que encontrar la que mejor se adapte a nuestro estilo de vida y a la decoración del dormitorio. Tiene que aportar sensación de comodidad, confort y ser acogedora.

Lo mejor de las fundas nórdicas es que puedes tener varias y cambiar el look de tu habitación de forma rápida y cómoda.

 

Diferentes estilos, diseños y tamaños

Al ser un elemento decorativo debemos encontrar el que mejor se adapte a nuestros gustos y a la línea decorativa que sigue el resto de la estancia.

La principal ventaja que encontramos a la hora de elegir una funda nórdica es que la variedad es tan grande que no tendremos ningún problema.

Existen diferentes estilos , para dormitorios minimalistas, dormitorios boho, dormitorios nórdicos, dormitorios infantiles, dormitorios rústicos….

El tamaño tiene que ir acorde con el del edredón. En España el tamaño estándar es de 150 x 200 cm. Si queremos comprar una funda nórdica para nuestra cama de matrimonio tendríamos que escoger la de 200 x 200 cm.

También existen más largas de 150 x 220 cm, e incluso de 240 x 220 cm para el estilo King. En relación al diseño son varios los factores que podremos tener en cuenta a la hora de elegirlo.

Dependiendo de la época del año los colores varían, en verano serán colores alegres, llamativos, con estampados de motivos de la naturaleza, flores e incluso totalmente blancas con algún detalle.

En cambio, en invierno hay que darle un toque cálido al dormitorio por lo que destacarán los tonos más apagados serenos, y estampados clásicos como las rayas o los cuadros.

En otoño y en primavera utilizaremos los tonos neutros; colores tierra para otoño y pastel para primavera.

 

Las fundas nórdicas y las diferentes épocas del año

La principal diferencia que encontramos a la hora de diferenciarlas es el material por el que están fabricadas. En invierno queremos notar ese calor en las noches de frío y en verano esa ligereza que nos da sensación de fresquito.

En invierno los tejidos son más resistentes como la franela y en verano más delicados como el satén. Los materiales con los que están fabricadas pueden ser el algodón, el lino, la franela, el satén…

Si lo que queremos es darle un uso diario tendremos que elegirlas de algodón o de microfibras sintéticas.

Los materiales utilizados en las fundas nórdicas de verano dan una sensación de frescor. La superficie es lisa y muy ligera, las fibras son transpirables y evitan que se sude por las noches. Destaca el algodón ligero.

En cambio, los materiales que se utilizan en las fundas nórdicas de invierno son suaves, cálidos y con un tacto esponjoso, lo que ayuda a mantener el calor dentro de la cama. El material más utilizado y preferido por los clientes es la franela.

 

Encuentra en Ambients la funda nórdica perfecta. ¡Llámanos y te asesoraremos encantados!

 

8 Artículo(s)
8 Artículo(s)
Newsletter Ambients
Este sitio utiliza cookies. Si continúas, entendemos que aceptas el uso de cookies. Más información.
x